Entradas

Mostrando entradas de septiembre, 2012

La más bella Princesa era para mí.

Imagen
Los buenos recuerdos que guardo en mi mente son como boomerangs, permanentemente en movimiento y regresando al consciente que los disfruta.
En cambio, decir que los malos recuerdos son perdurables es una falacia en mi caso, porque la verdad es que son como globos que dan saltos y sólo por azar pueden volver a mi mente… la que los expulsa ipso-facto.
Pero hay un momento de mi existencia que hoy recuerdo y que marcó un antes y un después: el nacimiento de una personita que tuvo el título de Princesa desde ese 6 de septiembre lejano hace 28 años ya.
En ese tiempo yo tenía 12 años y mi hermano 10, la esperamos peleándonos él para que fuera hombre y yo para que fuera reina, y lo fue.
Recuerdo que literalmente enloquecimos de amor al verla por primera vez, tenía las uñas más lindas del universo conocido y aunque venía con su piel arrugadita, ambos habríamos asesinado –y a pausa- a cualquiera que hubiera dudado de su belleza.



Esa hermosa niñita salvó mi vida de la soledad que interiormente tenía…

¡Cuarenta!

Imagen
Cada día de este año recorrido a paso suave y firme. Hoy tengo todos los amores de la vida conmigo, y asociada a ellos la libertad como el bien más preciado.


Años Anteriores:

http://beatrizsotomayorfontealba.blogspot.com/2011/09/un-ano-mas.html
http://beatrizsotomayorfontealba.blogspot.com/2010/09/38-anos.html